domingo, 28 de diciembre de 2008

Cerrando el año

¡ Ah, no poder de pronto empujar tanta noche,
tantos compactos años de terror, y rompiéndolos
arrebatar al fin esa vedada
luz que sabes que existe,
que por saber que existe hasta cantando marchas de verdad a la muerte !

Rafael Alberti

Y bien, amigos, en estos tiempos de retornos y de recuperaciones, de elecciones personales y desafíos sociales termina un año espectacular.

En lo social, un año donde reapareció con toda su crudeza el viejo concepto de la lucha de clases, adormecido luego de la siesta neoliberal, un año donde el sistema desnudó su cara verdadera, a nivel global. El rostro que nos obliga a muchos a revisar el pasado y reelegir el lugar de pertenencia.

En lo personal, año de crecimiento, conocimiento, aprendizajes y búsquedas.


No les deseo paz y felicidad, eso es para todos los días.

El año próximo sera igual de difícil y angustiante, pero sí les deseo claridad, fortaleza y amor para encontrar formas de vivir que nos permitan seguir mirándonos todas las mañanas al espejo y no avergonzarnos de nuestra alma.


Me despido de ustedes con estas líneas de Goytisolo

Entre el tumulto
de las otras voces,
oí su voz, la única
que ansiaba.
Llegó
como un relámpago,
bruñida espada, pura
rosa perenne.
Yo
la esperaba, y ella,
la vieja voz del pueblo,
volvió asonar en mi,
sonó, sonó, porque
también el sordo oye
la campana que ama.



5 comentarios:

  1. se nos viene el año 2009 , a prepararse!
    salu2!

    ResponderEliminar
  2. En un power point que me mandaron, Mafalda despues de largas disquisiciones termina pudiendo armar este saludo "Les deseamos a todas las buenas personas que conocemos que el próximo año tengan toda la fuerza y den lo mejor de sí mismos sin importarles que les recompensen sus esfuerzos para trabajar por un mundo mejor, en el que la paz sea posible, con justicia y equidad y en el que sobrevivan las utopías aunque parezcan (y sean) imposibles" Me gustó. Cariños.

    ResponderEliminar
  3. "claridad, fortaleza y amor para encontrar formas de vivir que nos permitan seguir mirándonos todas las mañanas al espejo y no avergonzarnos de nuestra alma" Ni una palabra para agregar. Un gran año para usted, Canilla, dendeveras. Un beso

    ResponderEliminar