lunes, 31 de agosto de 2009

Acerca de la oportunidad de la Ley de Medios

"El mundo social es el lugar de luchas a propósito de palabras que deben su gravedad- y a veces su violencia- al hecho de que las palabras hacen las cosas, en gran parte, y que cambiar las palabras, y, más generalmentelas representaciones ( por ejemplo la representación pictórica, como Manet), es ya cambiar las cosas. La política es en lo escencial un asunto de palabras ".

El amigo Bourdieu en Cosas Dichas .
Y para poder disputar el uso de las palabras y, por lo tanto intentar hacer disputa política, tenemos que disponer primero del sistema de distribución, romper su estructura cuasi monopólica y avanzar en cada grieta que se produzca. Y para aquellos que dicen que " no es tiempo", reflexionemos que, decir que no es tiempo es un argumento útil sólo a los dueños del sistema. Para todos los demás sectores del arco político de la Nación no es inteligente desaprovechar la oportunidad de la discusión.

6 comentarios:

  1. Que interesante lo de Bordieu, es como un regreso al siglo XV cuando palabra y cosa estaban mezcladas... a ver un Feinman que aclare.

    ResponderEliminar
  2. La pregunta sería: Y cuándo será el tiempo?
    Siempre, en la disputa, entran el qué, el cómo y el cuándo. Poder manejar los tiempos es poder manejar parte de la lucha, que es cruel y es mucha, y no es sólo simbólica....

    ResponderEliminar
  3. El tiempo es siempre, aquí y ahora. Estoy totalmente de acuerdo, hay que buscar resquebrajamientos o por lo menos, poner el pie en la puerta.
    La cuestión es que no siempre es efectivo el esfuerzo, no siempre es colectivo y de última, no siempre suficiente.

    ResponderEliminar
  4. Tenéis razón los tres,no siempre es suficiente, y la lucha no es solo simbólica;el militante, que hace política en la acción ,- palabra y cosa mezclados-, lo tiene que tener claro.

    ResponderEliminar
  5. Un problema es que la palabra es una cosa. No existe la palabra fuera del mundo real, sin antecedentes ni consecuencias.
    Dice Foucault en algún lado: es ilusorio pretender independizar la verdad del poder, porque ella misma es poder. (Creo que es textual, pero ojo, es de memoria. Desde luego, aquí verdad se usa como sinónimo de palabra.)
    Saludos

    ResponderEliminar
  6. Sí, muy bueno lo de Bordieu aunque yo creo que la política de hoy es cuestión de palabras y de imágenes, algo así como el mundo real que invoca Andrés.
    Cinco gordas caceroleando hace un año y medio en Sta Fe y Callao no hubiesen existido ni se hubiesen replicado en la ciudad si un móvil de televisión no se planta en esa esquina.
    Ley de Medios ya, ahora. Este es el tiempo.

    ResponderEliminar