lunes, 26 de octubre de 2015

BALOTAJE

La realidad es que la sociedad decide.

La encrucijada a la que se enfrenta el país , según mi visión personal, es la de volver al modelo de los 90 o tratar de seguir un camino distinto.

No se ha logrado tener un candidato que represente mejor una continuidad con el programa político , o ese programa no es el proyecto de nuestros vecinos.

La discusión que propone sobre la mesa el núcleo kirchnerista no es en vano ni banal, la mera tensión entre proyectos de país  e imaginarios está expresada en la paridad que muestra el balotaje.

No hay una corriente mayoritaria de opinión, sólo hubo un liderazgo que suturaba todos los clivajes. Cuando ese liderazgo desaparece en el horizonte electoral, aparece la tensión y la disputa.
El dato duro es que un 30% del electorado no tiene una posición clara y navega entre propuestas políticas de derecha discursiva dura, o de posición ambigua , o numericamente débiles.
Desde el massista al adolfismo , pasando por el progresismo stolbicerista y la lectura anti sistema del troskismo.

Ese 30% es el que decidirá el rumbo que tomaremos.




No hay comentarios.:

Publicar un comentario