martes, 8 de agosto de 2017

La unidad mínima de realización

Soy hombre, asalariado, voy al chino a hacer los mandados, pago , impuestos, expensas, me encantan los guisos pero mucho más el asado, pasé los cincuenta y soy abuelo. 
Tengo un gato, mujer , hijas, amigos. No le doy mucha bola al fútbol pero me gusta el deporte. Hice mucho de joven. 
Quiero la despenalización del aborto, quiero que el Estado entienda que es un drama de muerte cotidiano y evitable. Quiero que se comprenda que es una realidad de salud pública y que no puede permitirse ni un minuto más. 
Creo en la separación entre Iglesia y Estado pero no creo en la separación entre política y religión. Creo que las creencias personales son personales y que cada cual debe hacer con esa creencia lo que su conciencia le dicte sin joder a otros y mucho menos imponerlas. Creo que Tierra, Techo y Trabajo es una gran síntesis. 
No me importa un pito el Papa Francisco, por que soy ateo y materialista histórico. 
Creo que la Justicia Social, la Independencia Económica y la Soberanía Política es un dogma ideológico por el que vale la pena romper un par de lanzas. N
No creo en la Doctrina. Pienso que hay que actualizarla sin renunciar a los principios. 
Creo que la unidad mínima de realización siempre es un colectivo y no un individuo. 
Me cago en los republicanos y demócratas del pico para afuera y me enfurece cierta izquierda víctima de su propio voluntarismo y dogmas ajenos. 
Siempre, pero siempre, quiero ganar elecciones. 
Extraño la Patria Grande que no supimos conseguir pero que pude vislumbrar un poquito estos años y que me dejó lleno de esperanzas de que tal vez sí es posible. 
Pude ir a la universidad de nuevo y terminar una carrera. De veterano. 
Pero lo que más quiero y deseo por estos días es que se castigue muy fuerte con el voto popular a este Gobierno hambreador. 
En estos tiempos complicados hay que refugiarse en las bases y que la superestructura la resuelvan los que saben, pero que nos pregunten. 
Me llamo Pablo y en estas PASO no voto a nadie, porque soy extranjero , vivo de nuevo en la CABA hace unos años y todavía no puedo inscribirme .
No soy peronista. Pero lo nacional y popular me quema las entrañas.